¿Cómo impulsar las ventas del sector de la construcción y la economía colombiana?

El sector de la construcción en Colombia pesa 6.6% del PIB, pero muchas personas señalan que de éste dependen otros sectores industriales como el de las cementeras o acerías y al final las constructoras pueden representar hasta un 10% del PIB. Por esta razón, el gobierno le da tanta importancia y lo sitúa como el primer sector en salir controladamente de la cuarentena que afronta el país debido al coronavirus. Si las empresas constructoras logran salir a flote, muchos empleados directos e indirectos que trabajan para sus proveedores van a poder recuperarse también.

En detalle, uno de los indicadores más delicados para los constructores y sensibles en tiempos de coronavirus es la rotación de vivienda, es decir, los meses que se tarda una vivienda en ser vendida. Este indicador indudablemente va a crecer y esto puede afectarlos financieramente.


Actualmente, el gobierno está adelantando todas las acciones que tiene a su alcance para recuperar este sector, sin embargo, los mismos constructores pueden aprovechar esta situación para reinventar y acelerar medidas de mejora y optimización de costos y ventas. Hay muchos avances en varios países con relación a metodologías digitales de optimización de presupuestos (BIM o modelaje de información de construcción). Digitalización de contratos y trámites notariales, así como nuevas formas de acortar los tiempos de venta y disminuir los desistimientos de ventas pasadas.

Para el último punto, empresas como INMOBO (iBuyers, o compradores inteligentes de vivienda usada) llegan para apoyar a las salas de venta de proyectos de construcción en Bogotá. En la mayoría de éstas salas se presentan varios potenciales compradores de vivienda nueva (7 de cada 10 según una investigación interna). Ellos deben primero vender su vivienda usada para poder pagar una hipoteca y posteriormente comprar la vivienda nueva que les ofrecen. En este sentido, INMOBO ayuda a convertir las salas de ventas del proyecto de construcción en una figura que opera como si fuera un concesionario de carros: es decir, van a poder recibir en parte de pago la vivienda usada de sus posibles clientes.

Si las constructoras pueden seguir vendiendo en el mismo periodo de tiempo que estaban vendiendo antes, los iBuyers no sólo van a apoyar al sector de la construcción, sino a la economía colombiana.

124 visualizaciones0 comentarios